¿Cómo poner delicadamente una cuenta corriente en una lista de boda?

José Antonio de Urbina, uno de los mayores expertos europeos en protocolo, considera que los regalos son la clara y directa expresión de la amistad. Así lo ha sido siempre y así espero que siga siéndolo.

De ahí que la cuenta corriente deba ser siempre la última opción en una lista de bodas, pues a los invitados les hace ilusión regalar algo material o pueden sentirse incómodos ingresando dinero en una cuenta por miedo a pecar de tacaños.

Es un secreto a voces que la gran mayoría de listas de bodas acaban traduciéndose en cash porque, seamos sinceros, cada uno se administra a su modo y cada vez son más las empresas dedicadas a listas de bodas que no cobran nada por devolver la totalidad del importe.

Pero si después de leer esto, seguís determinados a incluir la cuenta corriente en la lista de bodas y tenéis confianza con vuestros invitados, aquí te incluimos una manera muy delicada de enviar vuestra cuenta corriente en una tarjeta aparte junto a la invitación de tu boda.

“Madrid, octubre de 2010.

Conociendo la asistencia a nuestro enlace, y para facilitaros vuestra buena intención, hemos decidido abrir lista de boda en La Caixa:

 1234 1234 12 1234567890

No obstante, nuestra mayor alegría es, simplemente, poder compartir ese día con nuestros seres queridos.

Un abrazo”

 ¿Qué os parece?, ¿alguna otra idea?